viernes, 29 de noviembre de 2013

Los cuentos infantiles, los cuentos más clasistas.

De todos los libros que existen en el mundo, los más estúpidos, clasistas y racistas, son los libros de cuentos infantiles como la cenicienta, blanca nieves, la bella durmiente, entre otros. ¿Por qué?
A todos, desde niños siempre nos ha encantado la fantasía y la magia en las historias que nos contaban nuestros padres y/o veíamos en los dibujos animados y películas infantiles. Sin embargo, si se ponen analizar hay detalles, características que comparten los cuentos que hemos leído nosotros y que hoy leen nuestros hijos y sobrinos.
Estos detalles son:
Primero, las personajes principales de todo cuento son bonitas, delgadas y blancas.


Segundo, los príncipes son guapos, blancos, y siempre se casan con la personaje principal. Como el sapo que después del beso de su amada, se convierte en un apuesto rey, o la bestia que rompe el hechizo y se convierte en un rey guapo para desposar a la bella. Lo cual representa la vanidad y la superficialidad de sus personajes.

  
Tercero. Los príncipes tienen mucho dinero y viven en inmensos castillos. Esto enseña a que nuestras hijas siempre miren como futuro pretendientes a hombres con dinero.


Cuarto. Los héroes son hijos de grandes castas de reyes pertenecientes a la nobleza, lo cual representa la posición social de sus personajes. Esta parte también enseña a que nuestras hijas en un futuro quieran fijarse en hombres que tengan una posición social muy alta, menospreciando a quien son humildes.


No hay ningún cuento infantil conocido en el mundo, en el cual el héroe sea un hombre humilde, feo, de color y con muchos valores, y una mujer de apariencia no de princesa, sino de pueblo.
¿A ustedes que les parecen? Los cuentos son muy buenos pero muy superficiales, clasistas y racistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario